Cine en Casa

El Sonido del Fotograma

Togas y Cine

Paisajes de Cine

Código de Vestuario

Cartelera agosto 2019

Cartelera agosto 2019

El regreso de DiCaprio con Tarantino

Dolby Theatre, 28 de febrero de 2016, Julianne Moore como es tradición al ser la última ganadora del Oscar a Mejor Actriz se dispone a anunciar el ganador del Oscar a Mejor Actor. En la mente de todo el mundo en el teatro y de los espectadores fuera del mismo solo existe un nombre: Leonardo DiCaprio, parece que esta vez si el actor va a poder alzar la ansiada estatuilla. Los pronósticos se cumplen y el actor sale a dar su discurso como Mejor Actor.


Esta victoria fue un poco liberatoria de toda la presión que se había depositado sobre el actor, el hecho de que no tuviera un Oscar se había convertido ya en un meme que recorría todo internet, especialmente tras su derrota dos años antes por su icónico papel en El lobo de Wall Street. Su victoria llega por El renacido, siendo ya su quinta nominación al Oscar, curiosamente, pese a que el gran público llevaba años reclamando un Oscar para el interprete, en ninguna de las 4 anteriores carreras estuvo cerca de conseguirlo, salvo quizas en la carrera de 2004 con El Aviador aunque sus opciones se vieron rápidamente apagadas por la irrupción de Jaime Foxx y su Ray.

Durante los años previos Di Caprio se había labrado una gran carrera y reputación en Hollywood trabajando casi en exclusiva con grandes realizadores. Así asistimos al idilio del actor con Scorsese que comenzó con Gangs of New York en la ya lejano 2002 y continuó con 4 películas más, entre ellas Infiltrados con la que por fin Scorsese logró su ansiada victoria en los Oscars. A este gran nombre hay que sumarles otros como Nolan,Luhrmann, Eastwood, Tarantino, Scott, Spielberg o González Iñarritu, siendo con este último con el que se alzaría con el ansiado premio.

Titanic la película que lo catapulto a la fama


Estas colaboraciones le valieron a DiCaprio la aureola de actor de prestigio y rompía con el hecho de ser exclusivamente la cara bonita detrás de Titanic. La colosal película de Cameron le sirvió de trampolín definitivo a la fama y lo convirtió en el rey de las carpetas durante una buena temporada. El actor, lejos de protagonizar proyectos menores, decidió apostar siempre por rodar con directores de renombre, ya no sabemos si por constituirse una gran carrera o por ganar un Oscar. De las 14 nominaciones que tuvo Titanic, DiCaprio no logró la de Mejor Actor, siendo el gran ignorado de un reparto en el que si fueron nominadas Kate Winslet y Gloria Stuart. A ojos de la Industria, a finales de los 90s DiCaprio no era un gran actor, sólo así se puede explicar que aunque fuera por efecto arrastre no acabase nominado por Titanic.

Y tras su triunfo...el silencio. DiCaprio llevaba tres años y medio sin visitar nuestras pantallas y este verano regresa, como no podía ser de otra manera, de la mano de un gran nombre de la Industria, Quentin Tarantino con Erase una ven en...Hollywood. Dos titanes que vuelven a juntar sus caminos tras Django Desencadenado. Y tras esta esperadísima película habrá que vez que le depara el futuro a Leo, aunque seguro que seguirá rodeado de grandes nombres y sería raro verlo en una franquicia, aunque ¿Quién sabe?




Leave a Reply