Cine en Casa

El Sonido del Fotograma

Togas y Cine

Paisajes de Cine

Código de Vestuario

Cartelera septiembre 2019

Cartelera septiembre 2019

La inmediatez del consumo en VOD

En los últimos tiempos hemos asistido al desembarco en nuestro mercado de una serie de nuevas plataformas de Video Online bajo Demanda (en adelante, VOD), que sumado a las plataformas que ya existían con anterioridad,  ha logrado que tengamos un catálogo casi inabarcable.



Netflix, Movistar +, HBO, Filmin, Rakuten, Flix Olé, Amazon Prime Video,..todos estos nombres nos son ahora bastante conocidos para la mayoría de nosotros y seguro que estáis suscritos a más de una de estas plataformas. A todas estas opciones hay que sumarles las que serán lanzadas en los próximos meses y años como serán Disney + o HBO Max entre otras. Esta burbuja de las plataformas VOD ha provocado que, a priori, prácticamente cualquier título que soñemos se encuentre a nuestra disposición, han logrado ampliar el catalogo existente hasta límites inimaginables hasta hace poco.

Hasta hace unos años, el repertorio de películas que llegaba al formato domestico se componía en su básicamente  por los estrenos de cine junto a los famosos títulos direct to video y una ínfima minoría que se estrenaba directamente en televisión, en la mayoría de casos en canales de pago. Actualmente, el catálogo se ha expandido de forma exponencial y muchos pequeños proyectos que pasan por los festivales pueden ser disfrutados desde tu sofá gracias a estas plataformas. Por ejemplo, una película que ha pasado por Toronto con más pena que gloria y que ni ha sido estrenadas en cines en España es bastante probable que encuentre encaje en alguna de estas plataformas.

Conjuntamente a este avance en el catalogo de películas  disponibles se ha producido una  reducción cada vez mayor de la ventana entre el estreno en cines y en plataformas digitales,la cual  de media se sitúa en 4 meses en casos generales y en un plazo inferior en otro tipo de productos. Esto nos está haciendo vivir una edad de oro en cuanto al cine en casa. Aunque no es todo tan reluciente como parece.

Esta nueva era ha provocado también un consumo inmediato de los productos. Y no nos referimos al hecho de ver un producto rápidamente para no quedarse fuera de la conversación, sino que directamente si no las ves en un periodo corto de tiempo puede que directamente no la encuentres en la plataforma. Así películas recientes de los últimos años como Hereditary, Doctor Strange,Tierra Firme o Verano 1993 sencillamente no se pueden encontrar online. Anteriormente, por ejemplo, gran parte del catálogo de Marvel no se encontraba disponible para alquilar online.



Verano 1993 actualmente no se encuentra disponible en VOD

Resulta paradójico que, en un momento en el que hemos logrado ampliar el catalogo hasta límites que sólo soñábamos hace 5-10 años, tengamos problemas para poder ver o revisitar cintas actuales. La solución a este vacío es la compra online de estas películas o adquirirlas en formato físico, siendo ambas soluciones, por lo general, mucho más costosas que su alquiler. 

Esta situación contrasta con la de los pocos videoclubs que aún sobreviven y que han sido el origen de la afición por el cine de más de una generación. En estos lugares, puedes encontrar un catalogo más reducido pero que va a estar disponible de una forma menos efímera. Así, todos los títulos del ejemplo de arriba serían fácilmente localizables en un videoclub. Lo difícil es localizar un videoclub en las cercanías de tu domicilio.

Con este sistema, se está constituyendo un sistema de consumo inmediato, dado que con algunos títulos vas a tener una ventana muy pequeña para su alquiler online, dado que después sencillamente va a desaparecer. Tenemos muchos más títulos para su consumo pero a la vez la inseguridad de no saber hasta cuando van a estar disponibles.





Leave a Reply